Ahora que nos asomamos al final de una legislatura, es momento de hacer balances. Y en Gáldar, por primera vez el balance es positivo, a pesar de la complicada coyuntura económica, lo que marca una gran diferencia con respecto a legislaturas y grupos de gobierno anteriores.

Mientras que BNR-NC-PSOE afronta el año electoral reduciendo la deuda municipal en cerca de 2 millones de euros en el último año y con 785.000 euros de fondos propios para invertir, el PSOE de Demetrio Suárez iniciaba 2003 endeudándose más al firmar un crédito con La Caixa el 24 de octubre de 2002 de más de 1,5 millones de euros solicitados a menos de seis meses de las elecciones del 25 de mayo de 2003 en las que Suárez perdió el poder. Todavía hoy pagamos aquel crédito electoral, gracias a las nuevas placas solares instaladas en los últimos años.

Manuel Godoy, de PP-UPG, hizo lo propio en 2007. Para financiar con holgura su último año electoral embarcó al Ayuntamiento en más endeudamiento con otro crédito de similares características y dejando la deuda en récord histórico de 31 millones de euros al finalizar su mandato en junio de 2007.

Y así llegamos a hoy, cuando Teodoro Sosa aprueba el mejor presupuesto de su mandato, según sus propias palabras, y consigue situar la deuda en alrededor de los 25 millones de euros. Sin subir impuestos y sin cerrar servicios. Todo lo contrario: Gáldar ha mejorado sus servicios públicos como la residencia Genoveva Pérez o la recogida de basuras, y los impuestos no han subido. Teodoro Sosa se negó a hacer una revalorización catastral impuesta por Rajoy y gracias a su nuevo Plan de Ajuste consiguió congelar el IBI en el 0,62% durante los próximos años, además de la nueva bonificación del 5% para todos aquellos contribuyentes que domicilien en una cuenta corriente su recibo de la contribución, teniendo también la posibilidad de fraccionar el pago con un plan de pago personalizado.

Esta es la gran diferencia: mientras PP y PSOE, Manuel Godoy y Demetrio Suárez, cerraron sus mandatos endeudando más a Gáldar, Teodoro Sosa lo hace actualizando las cuentas, reduciendo las deudas, mejorando servicios, bajando la carga impositiva a los ciudadanos e invirtiendo en mejorar el municipio de arriba a abajo. 785.000 euros para inversión directa en Gáldar con fondos propios municipales, otros 150.000 euros para ayudas de emergencia social y otros 150.000 euros para planes de empleo social. Esas son las cifras del 2015 para Gáldar. Las cifras del trabajo bien hecho y de la esperanza para un Ayuntamiento que por fin puede mirar al futuro con optimismo.

Julio Mateo Castillo
Director de galdaraldia.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.