Una Casa Pintada que permanecerá expuesta hasta el sábado 31 de octubre, representando con ella el pasado histórico del municipio. La idea, explicó Julio Mateo, es cada año, con motivo de la celebración de Agáldar, Cultura y Tradición, un artista del municipio simbolice lo que fue en su momento la forma de vida de la antigua población aborigen pero con una mirada actual y sacando además el arte a la calle como la mejor expresión de esta idea.

La obra fue abierta al público en presencia del consejero de Cultura del Cabildo de Gran Canaria, Carlos Ruiz, y en una fecha muy significativa pues el próximo año 2016 se cumple el décimo aniversario de la inauguración de la Cueva Pintada. Un proyecto que como recordó el cronista oficial, Juan Sebastián López García, se debe en gran medida al galdense Celso Martín de Guzmán. Es por ello que alabó que este homenaje a la Gáldar de ayer empezara con la obra de otro galdense, un artista de gran relevancia como es Cristóbal Guerra a quien le reconoció todas sus cualidades.

Para Cristóbal Guerra esta propuesta que simboliza la Casa Pintada no podía faltar el color rojo de la fachada, la tierra volcánica del suelo, los dibujos que simbolizan el calendario lunar, la luz interior y el techo del cielo de Gáldar que con una esperada luna llena completó el bello resultado final.

La Casa Pintada

ENLACE A LA GALERÍA DE IMÁGENES PARA DISPOSITIVOS MÓVILES.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.