Tuvo de todo el partido disputado este viernes en el campo de fútbol de Sardina.

A pesar de los inconvenientes con los que empezó el encuentro para el equipo local, al tener que realizar un cambio en defensa antes del minuto 10 y meterse un gol en propia puerta; supo reponerse con personalidad y le dio la vuelta al partido consiguiendo llegar al descanso con un resultado que tres a uno a favor.

Lo parecía que iba a resultar una segunda parte plácida para el Gáldar se convirtió en un emocionante final ya que el equipo visitante consiguió acortar distancias e incluso empatar el partido a falta de 5 minutos del final.

Un gol en el último minuto llevó la alegría a la afición galdense y ayuda a conseguir tres importantes puntos para intentar llegar a las posiciones de privilegio de la clasificación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.