A primera hora de este lunes un espectacular desprendimiento de tierra sobre la GC-2, a la altura de los túneles, causó un buen susto a los conductores que transitaban a esa hora por la zona.

Según confirman fuentes oficiales, se ha producido un deslizamiento de tierra, al parecer, tras ceder parte del vallado que protege la loma sobre uno de los falsos túneles, inundando de polvo la zona.

El Servicio de Carreteras confirma que afortunadamente no hay que lamentar daños personales, y técnicos del Cabildo evaluarán durante la mañana si hubiera materiales, aunque no se ha dañado la esteuctura de la carretera. La vía no ha sido cortada al tráfico, si bien en el momento del desprendimiento hubo problemas de visibilidad momentánea debido a la fuerte polvareda.

El Cabildo de Gran Canaria informará de cualquier novedad también en su cuenta de Twitter @grancanariacab y @carreterasgc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.