Socialistas en la visita a la Playa de Bocabarranco.

“Aunque los recortes del Estado en todos los ámbitos han provocado la imposibilidad de, ni siquiera, iniciar estas obras, es de especial importancia saber el coste de la misma para establecer las prioridades futuras”, considera el viceportavoz socialista en el Cabildo de Gran Canaria, Augusto Hidalgo.

Hidalgo insta a la Corporación insular a que presione al Estado para poder acometer esta primera fase de la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) Guía-Gáldar, en la playa de Bocabarranco.

El PSOE presentó una enmienda –por valor de 1.500.000 euros- para que la primera fase del emisario submarino de Gáldar se pusiera en funcionamiento y se iniciaran las obras. El PP rechazó la propuesta socialista, “demostrando, con ello, el poco interés que tiene en los temas medioambientales que tienen consecuencias sobre la salud de los ciudadanos y ciudadanas de Gran Canaria. La playa sigue contaminada y no vemos que el Cabildo esté muy preocupado”.

“En época de lluvias, las escorrentías que se producen en los municipios de Gáldar y Guía, al no existir separación de aguas residuales y pluviales, se producen desbordes en la EDAR que acaban por convertirse en vertidos en la zona de la playa de Bocabarranco, prohibiéndose en ésta el baño. La comarca norte necesita que los vertidos se controlen de una forma en la que hasta ahora no se ha hecho”, explica Hidalgo.

El Grupo Socialista en el Cabildo de Gran Canaria ha solicitado hoy por escrito que el Consejo Insular de Aguas (CIA) el proyecto de nuevo emisario submarino de la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) Guía-Gáldar, en la playa de Bocabarranco. Asimismo, se ha pedido que se les remita este proyecto al Ayuntamiento de Gáldar.

La portavoz socialista en la Corporación insular Carolina Darias; el viceportavoz, Augusto Hidalgo; y l@s consejer@s Isabel Guerra, José Antonio Godoy y Nayra Alemán visitaron recientemente la playa de Bocabarranco de Gáldar, junto a l@s compañer@s del PSOE en Gáldar: Chona Ruiz, primera teniente de alcalde de Gáldar y concejala de Servicios Sociales, Igualdad y Mayor; Evelio Pérez, concejal de Participación Ciudadana y Asociaciones de Vecinos y Barrios; Vicente Aguiar Moreno, concejal de Deportes y Juventud; Rita Mendoza Medina, concejala de Vías y Obras y Alcantarillado; Cristóbal Rodríguez, Secretario General de l@s socialistas de Gáldar; y otr@s compañer@s de la Ejecutiva del PSOE galdense.

La reducción en más de un 70% del presupuesto del Convenio de Obras Hidráulicas entre el Estado y Canarias ha tenido como correlato la paralización de la mayoría de las obras en las Islas, centrándose el Gobierno de Canarias y, en concreto, el Consejo Insular de Aguas (CIA), en culminar las infraestructuras ya comenzadas y en proceso de término. Así y todo, en junio de 2013, el Gobierno Insular llevó al Pleno una moción en la que reclamaba que se pusieran como prioritarias las obras de ocho infraestructuras de la Isla, entre las que se encontraba ésta, a pesar de saber que era el Estado el que debía dotar de recursos a las mismas. A pesar de todo, todos los grupos de la oposición apoyaron esta iniciativa.

“Lo cierto es que, en la época de lluvias, las escorrentías que se producen en los municipios de Gáldar y Guía, al no existir separación de aguas residuales y pluviales, se producen desbordes en la EDAR que acaban por convertirse en vertidos en la zona de la playa de Bocabarranco, prohibiéndose en ésta el baño”, explica Augusto Hidalgo.

En cualquiera de los casos, al PSOE le consta que el CIA de Gran Canaria encargó un proyecto a la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria para la construcción de un nuevo emisario submarino para el EDAR de Bocabarranco. “Dicho proyecto estaba concluido y presentado al CIA en enero de este año. Y estaba pendiente de ser estudiado por los técnicos del Consejo para ser presentado a la Concejalía del Ayuntamiento de Gáldar. Esto no se ha producido todavía, y creemos que es un tema urgente que debe solucionarse lo antes posible”, asevera el viceportavoz socialista

Por ello, el Grupo Socialista ha solicitado hoy por escrito que se traslade esta información lo antes posible al Ayuntamiento para tener constancia de la cuantía que será necesaria en el futuro para esta infraestructura. “Aunque los recortes del Estado en todos los ámbitos han provocado la imposibilidad de, ni siquiera, iniciar estas obras, es de especial importancia saber el coste de la misma para establecer las prioridades futuras”, explica Hidalgo.

No es la primera vez que el PSOE se preocupa por este asunto. Ya lo hizo hace unos meses en una Comisión del Pleno, en la que los socialistas se interesaron por saber la solución prevista en esta zona, exigieron que se buscara una solución y que se controlaran los vertidos. “La comarca norte necesita que los vertidos se controlen de una forma en la que hasta ahora no se ha hecho”, explica Hidalgo.

El PSOE presentó en su momento una enmienda –por valor de 1.500.000 euros- para que la primera fase del emisario submarino de Gáldar se pusiera en funcionamiento y se iniciaran las obras. El PP rechazó la propuesta socialista, “demostrando, con ello, el poco interés que tiene en los temas medioambientales que tienen consecuencias sobre la salud de los ciudadanos y ciudadanas de Gran Canaria. La playa sigue contaminada y no vemos que el Cabildo esté muy preocupado”.

La obra para construir un emisario submarino ha chocado siempre con las fuertes corrientes, que impiden el tendido de las tuberías mar adentro. De esta forma, se buscó otra alternativa por Caleta. Sin embargo, parece ser que esta opción se ha dejado de lado, y el Ayuntamiento cree, porque dice desconocerlo, que el Consejo Insular de Aguas vuelve a rescatar la opción inicial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.