A través de treinta piezas de cerámica, una por cada año desde que comenzaron a trabajar en el mundo de la alfarería y la cerámica, mostrarán al público la evolución de su trabajo, muy ligado también a la reproducción en las piezas de pintaderas canarias y de forma particular con los dibujos y símbolos encontrados en el Parque Museo Arqueológico Cueva Pintada.

Esta exposición la contemplan 30 piezas de la colección privada de ambos artistas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.