En la inauguración estuvieron presentes el director de la Casa Museo, César Ubierna; el director del CEP Gran Canaria Noroeste, Jesús Quesada y el propio autor de la muestra, Paco Bolaños, quienes fueron los encargados de dar la bienvenida a un grupo de alumnos del CEIP Antonio Padrón que acudieron al acto.

Precisamente una alumna del citado centro fue la encargada de leer un escrito preparado previamente en clase y en el que se citaban algunos de los juegos actuales de los niños galdenses. Los juegos de mesa o de ordenador, los más repetidos durante la intervención, distan mucho de los que aparecen en las piezas dibujadas por Paco Bolaños, que recuerdan los juegos de los jóvenes galdenses de varias generaciones atrás.

Bolaños, que presenta una veintena de piezas de mediano formato realizadas al óleo entre 2008 y este año, afirmó que con el tiempo y la experiencia acumulada, sus cuadros “se han convertido en un taller de experiencias sin el temor al qué dirán”. “No puedo negar que, en la serie inacabada, que lleva por título ‘Juegos de mi infancia’, el motivo ha jugado a mi favor. La figuración y el color de mis personajes, son un apoyo para los niños que dibujan y pintan sin reparar en el “parecido”, porque para ellos sólo cuenta lo bien que lo pasan mientras realizan la actividad”, señala el artista galdense, que rememora en sus pinturas los juegos infantiles que hoy en día prácticamente se han extinguido de las plazas y calles de los municipios de la Isla, como el pañuelito, el churro o el tejo, entre otros.

Otro aspecto de esta serie que se muestra tanto en la Casa Museo Antonio Padrón Centro de Arte Indigenista y la casa del Capitán Quesada de Gáldar, es la influencia que la obra del pintor Antonio Padrón ha ejercido sobre Francisco Bolaños. “Personajes, elementos de sus paisajes, los motivos de sus cuadros están recogidos en mi obra y que yo reinterpreto luego desde mi particular visión”, añade.

“Mi deseo fue recuperar algo que ya está casi perdido”, señala Bolaños, quien con sus colores y tratamiento de los personajes “desea lanzar una llamada de atención a padres y madres y educadores sobre los condicionantes que se imponen al desarrollo de la creatividad hoy en día a los niños en los colegios”. Es la primera vez que el artista recurre a la evocación de la infancia para plasmar su arte. “Esta serie está inacabada y abierta aún, y seguro que muchas personas me propondrán juegos para seguir añadiendo a la misma”.

La muestra se exhibirá hasta el próximo 30 de noviembre y se compartirá entre la Casa Museo Antonio Padrón, donde podrá ser visitada de martes a domingo de 10.00 a 18.00 horas y en la Casa del Capitán Quesada, donde se podrá visitar de lunes a viernes en horario de 18 a 20 horas.

[fbalbum url=”https://www.facebook.com/media/set/?set=a.1594019170817639.1073741963.1420003111552580&type=1″]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.