Según explicó Isabel Guerra, el anteproyecto del nuevo presupuesto realiza una apuesta importante por los servicios sociales, incrementando el presupuesto para ayudas y servicios de atención a las personas más necesitadas del municipio; y al Plan de Barrios, donde se incluyen los compromisos asumidos por el Gobierno municipal con los ciudadanos para atender las mejoras en infraestructuras y servicios en todos los barrios del municipio.

El anteproyecto de presupuesto, que previamente será valorado por el Gobierno municipal antes de su aprobación en Pleno, se ajusta a las previsiones del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, asumiendo los objetivos de estabbilidad presupuestaria y deuda pública.

La primera edil se hizo cargo directamente a mediados de mayo de la elaboración del presupuesto, avocando al concejal de Hacienda, Sergio Nuez, las competencias en esta función, al considerar que “no ha conseguido sacar adelante los presupuestos de este año en los primeros meses del ejercicio, como se había propuesto en Gobierno municipal”. Hasta el momento, la justificación del retraso en la elaboración del presupuesto ha sido la falta de un interventor/a titular en el Ayuntamiento. Sin embargo, la alcaldesa asegura que “en sólo dos semanas desde que asumiera la responsabilidad de sacar adelante el presupuesto 2016, ya contamos con un anteproyecto y próximamente llegará una interventora para la ejecución del presupuesto”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.