En cuanto al desarrollo de la sesión, comenzara por la constitución de la Mesa de Edad, que estará formada por la concejala de mayor edad, Chicha González (AxT) y de menor edad, Vanesa Cabrera (PSOE), tras lo cual se procederá a dar lectura a la moción de censura por parte de la Mesa de Edad.
A continuación, tomará la palabra el candidato a alcalde, Gonzalo Rosario Ramos, propuesto por la moción.

Posteriormente se concederá la palabra a la alcaldesa, Isabel Guerra Sánchez, contra quien se propone la moción, y seguidamente intervendrán los/as portavoces de los grupos municipales en el siguiente orden: Alternativa por Teror, Sí se Puede, Coalición Canaria, Partido Popular, Nueva Canarias y Partido.

Concluida la intervención de los grupos, se efectuará el llamamiento nominal de los concejales para que depositen su voto en la urna, a favor o en contra del candidato propuesto para ocupar la alcaldía.

Para que prospere la moción es necesario que voten a favor de la misma la mayoría absoluta el número de concejales de que se componga la Corporación; en cuyo supuesto quedará automáticamente designado alcalde el que se propusiera en ella y cesará en ese mismo momento la alcaldesa contra quien se propuso (artículo 40-6º del Reglamento de Organización, Funcionamiento y Régimen Jurídico de las Corporaciones Locales, aprobado por Real Decreto 2568/1986, de 28 de noviembre). Al prosperar la moción de censura, el nuevo alcalde deberá tomar posesión ante el Pleno de la Corporación en la misma sesión, efectuando su promesa de cumplir fielmente con su cargo.

El pasado 28 de junio fue presentada la Moción de Censura a la alcaldesa Isabel Guerra por parte de los seis concejales del PP (que formaban parte del Gobierno municipal junto a NC, CC y AxT), y cinco concejales del PSOE (excepto el socialista Santiago Ojeda). La moción apoyada por todos/as los/as concejales/as de ambas formaciones políticas, que en total suman 12 ediles de los 17 que componen la Corporación municipal justificaban la propuesta de moción por el “flagrante deterioro progresivo del Gobierno presidido por Nueva Canarias, con una alcaldesa incapaz de llevar adelante las riendas de la gestión municipal, queriendo gobernar con el ordeno y mando”, exponían los firmantes.

El Ayuntamiento de Teror ha vivido anteriormente otra moción de censura, en 1995, que no prosperó, por lo que ésta sería la segunda que vivirá en sus 40 años de democracia el municipio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.