Pascual Calabuig, responsable del Centro de Recuperación de Fauna Silvestre del Cabildo, explicó que una de las tortugas, trasladada desde El Hierro, sufría una herida en el cuello y había perdido una aleta cuando llegó al centro, “tras seis meses con nosotros ya está recuperada y muy fuerte para volver al mar”. El otro ejemplar fue rescatado hace un mes por la Cruz Roja en la playa de Las Canteras.

Las dos tortugas boba liberadas este viernes fueron tratadas y marcadas con un microchip en el Centro de Ciencias Marinas de Taliarte.
Con actividades de este tipo, el Cabildo pretende concienciar a la ciudadanía para evitar que estos animales resulten heridos por culpa de la negligencia del ser humano. Calabuig explicó durante una charla que impartió acerca de los peligros que acechan a los animales marinos que, “el 60% de las tortugas que llegan al centro lo hacen porque se enredan en plásticos y otros residuos que lanzamos los humanos al mar”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.