D. Santiago Benítez Vega fallecía este domingo a los cien años de edad. El alcalde de Gáldar, Teodoro Sosa Monzón, destacó su buen carácter, el de un hombre alegre y tranquilo, que trabajó toda su vida en el sector del plátano como tantos jóvenes de aquella época que dejaron sus estudios en busca de un sustento para sus familias.

Don Santiago nació un 4 de mayo de 1917 en el barrio de Palma de Rojas, de ahí que el pasado mes de mayo su familia celebrara junto a él una especial fiesta de cumpleaños, donde le felicitó el alcalde de la ciudad, Teodoro Sosa Monzón.

Aquel día don Santiago, con sus ojos aún chispeantes por el recuerdo, contaba recuerdos de su vida, como las participaciones con aquella carreta con la que el barrio de Palma de Rojas acudía a la romería de Santiago y lo bien que lo pasaba aquellos días. Pero su mayor alegría era la de estar viviendo su 100 cumpleaños junto a su familia, “que no todo el mundo puede vivirlo”; de ahí que el único consejo que daba a sus hijos es que sean como él de tranquilo, que como padre nunca impuso castigos y no conoce la rigidez en la educación.

A pesar de que con solo diez años tuviera que abandonar el colegio para ir a trabajar a las plataneras en la Vega de Gáldar, trabajo que realizó toda su vida, hasta su jubilación con 64 años de edad, nunca ha dejado de ser feliz y de tener una salud de hierro, solo recuerda haber enfermado en una ocasión por el veneno que tenía que poner en su trabajo en las fincas.

Hijo de José Benítez y Rosario Vega, fue el segundo de diez hermanos y una vez casado con Gertrudis Álamo Mendoza a quien siempre recordaba con sentida emoción, siguió viviendo en Palma de Rojas. Con su esposa tuvo cinco hijos Santiago, Pino, Gertrudis (que ya falleció), Carmen y Juan Manuel. Tenía 14 nietos, 13 bisnietos y 4 tataranietos.

Su capilla ardiente se encuentra instalada en el Tanatorio de San Isidro y su sepelio tendrá lugar este lunes, a partir de las 16.45 horas, desde dicho Tanatorio a la Iglesia de Santiago donde a las 17.00 horas tendrá lugar la Misa Funeral y desde allí partirá al Cementerio de San Isidro.

Descanse en Paz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.