De día histórico para Gáldar ha valorado hoy el alcalde de la ciudad, Teodoro Sosa Monzón, la noticia de la autorización del gasto para la construcción del nuevo Centro de Educación Secundaria (IES) Saulo Torón en Gáldar, Gran Canaria, por un importe de 9.967.154,59 euros aprobado este lunes en el Consejo de Gobierno de Canarias. El alcalde de la ciudad tras conocer la noticia destacó que después de 40 años de espera, este 25 de febrero de 2019 es el día que más ha esperado y la noticia más deseada porque por fin se hace realidad una demanda histórica y Gáldar contará con el Centro de Secundaria por el que tanto se ha luchado.

Teodoro Sosa muy satisfecho con esta aprobación quiso agradecer a la consejera de Educación del gobierno de Canarias, Soledad Monzón, que haya cumplido con el compromiso adquirido con él en las últimas reuniones mantenidas y en las conversaciones que en estos meses han entablado para ir agilizando los últimos trámites administrativos. “Ha cumplido su palabra y ha hecho todo lo posible para que hoy podamos estar hablando de una inversión de casi diez millones de euros para el nuevo instituto de Gáldar y atender con ello una demanda histórica”, señaló.

También quiso reconocer y aplaudir el logro del diputado de Nueva Canarias, Pedro Quevedo, quien en los presupuestos del Estado de 2017 y 2018 y a través de enmiendas pudo incluir, con nombre y apellidos, los cuatro millones de euros para la construcción del el nuevo Instituto de Secundaria Saulo Torón de Gáldar. Y, por supuesto, reconocer el trabajo y la buena disposición de la Consejería de Patrimonio Histórico del Cabildo de Gran Canaria, que dirige el galdense Carlos Ruiz, y a todo el equipo técnico de esta área del Cabildo que supo compatibilizar la nueva construcción con los yacimientos encontrados en la parcela, haciendo de este nuevo instituto un centro referente y puntero que integra en el edificio los testimonios de la cultura prehispánica encontrados”.

Sin olvidar a toda la comunidad educativa de Gáldar, a los equipos directivos, docentes y a las generaciones de alumnos galdenses que han pasado por el actual centro y que han padecido las carencias de este obsoleto instituto construido hace más de tres décadas por el propio Ayuntamiento, un edificio de propiedad municipal. Un esfuerzo que por fin se ha visto compensado con esta noticia tan esperada y demandada y por la que tanto se ha trabajado y peleado.

El Nuevo Instituto

El objeto del proyecto es edificar un centro educativo de 22 unidades, además de tres aulas específicas para ciclos formativos y cuatro talleres de Formación Profesional.

El nuevo edificio albergará a los 691 alumnos y alumnas que estudian en el actual instituto: 393 de Educación Secundaria Obligatoria, 134 de Bachillerato, 59 de Bachillerato semipresencial y 105 en los tres ciclos formativos que tiene en la actualidad el centro (Comercio y Marketing, Farmacia y Gestión Medioambiental). Además, el nuevo centro se ha diseñado con capacidad suficiente para adaptarse en el futuro al posible crecimiento poblacional de la zona.

En cuanto a la integración en el entorno, el proyecto prevé crear un edificio que, si bien dé cabida a todos estos usos, no sea una estructura maciza, de manera que la imagen desde fuera, y sobre todo desde la autovía cercana, se aprecie de manera similar a la construcción ya existente en la zona de San Sebastián, donde se encuentra la parcela de 8.697,67 metros cuadrados, cedida por el Ayuntamiento.

El alumnado de Secundaria y de Bachillerato se distribuirá en módulos diferentes que constarán de tres plantas. En el módulo central se ubicarán los servicios comunes y en la planta baja se ha previsto la dotación de un salón de actos de 230 metros cuadrados. Asimismo, para responder a las demandas de la comunidad educativa de la zona, se construirán tres aulas de ciclo formativo de FP y cuatro talleres.

Por otra parte, el equipamiento deportivo cubierto se realizará en paralelo a la autovía, debido a la existencia de un yacimiento arqueológico que se liberará de edificaciones y que se incorporará a la parcela educativa, donde se podrá establecer posteriormente un sistema de visitas con fines divulgativos.

La presencia de estos restos prehispánicos ha hecho muy compleja la tramitación del expediente administrativo y de los proyectos para la construcción del nuevo IES, que ha necesitado de la implicación tanto de los técnicos del Gobierno autonómico, como de los del Ayuntamiento y del Cabildo de Gran Canaria.

De hecho, el estudio del yacimiento y de la mejor manera de integrar los restos en la obra, sin perjudicarlos y que permitiera trabajar en él en el futuro, hizo necesaria la creación de una Comisión Técnica entre Gobierno y Cabildo, para valorar y actualizar el proyecto que existente e integrar los restos arqueológicos.

Un vez resueltos los problemas técnicos y aprobado el gasto por el Consejo de Gobierno, puede iniciarse el procedimiento de licitación del nuevo inmueble, que mejorará sustancialmente las instalaciones del actual IES Saulo Torón y que incluye la construcción de un aparcamiento debajo del pabellón deportivo, para uso del centro educativo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.