Este viernes, 28 de junio, el local de la Asociación de Vecinos Quintogal, del barrio de Los Quintana, volverá a acoger el evento anual eminentemente solidario, organizado por la entidad vecinal.

Se iniciará a las 21 horas con una gala solidaria, cuya recaudación irá destinada  a cooperar en la financiación de varios proyectos en Mozambique.

El acto central del evento tendrá lugar en el transcurso de esta gala, consistente en la entrega del VII Premio Solidaridad Pedro Monzón Suárez, que en esta edición será para la ONG Mensajeros de la Paz. Recogerá el Premio Estela Hernández, responsable de la Asociación en Canarias.

La Asociación Mensajeros de la Paz fue fundada en el año 1962 como Cruz de los Ángeles por el Padre Ángel García Rodríguez y Ángel Silva Sánchez.  Actuando desde entonces como una obra social de utilidad pública tanto a nivel nacional como internacional. Mensajeros de la Paz con el Padre Ángel al frente, siempre ha tenido como objetivo principal la promoción humana y social de los núcleos más desfavorecidos de la sociedad por lo que ha ido adaptándose a las distintas realidades sociales que ha ido teniendo España y el resto del Mundo a lo largo de sus años de historia. En reconocimiento a su labor han recibido, entre otros galardones, el Premio Príncipe de Asturias a la Concordia.   Cumpliendo sus objetivos (en pro de: infancia, personas mayores, mujeres y jóvenes), trabajan en más de 20 países europeos, americanos y africanos, participando estrechamente en diversos proyectos emprendidos por las Naciones Unidas y sus diferentes agencias.

En Canarias  Mensajeros de la Paz inicia su actividad en 1974 y en la actualidad estan inmersos en más de una decena de centros y proyectos en las dos provincias como, por ejemplo, el Proyecto “Cardiosen” en el cual, conjuntamente con la Universidad de Las Palmas, se asisten a menores provenientes de Senegal que sufren cardiopatías graves.

Mensajeros de la Paz trabaja por la integración de los más vulnerables.

Progreso social

El desarrollo humano tiene un decisivo carácter ético y cultural y a través de la solidaridad, con el esfuerzo de todos, aspiran que se produzcan los cambios necesarios para el auténtico progreso social, de una manera decisiva en los países en desarrollo, con especial atención a la infancia y a las mujeres. Mensajeros de la Paz impulsa procesos de empoderamiento individual y colectivo y generando condiciones de vida dignas y autosostenibles para toda la humanidad.

Boni disertará sobre la figura de Pedro Monzón.

El tradicional testimonio de Pedro Monzón, tras su fallecimiento se denominó con su nombre estos premios de solidaridad,  correrá a cargo este año de una excelente persona y profesional. Se trata del popular psicólogo clínico Bonifacio Cabrera (Boni). 

Es muy extensa, interesante, efectiva y solidaria la labor de Boni durante muchos años, que ha ayudado a infinidad de personas, especialmente dando charlas en las que profundiza sobre “los pasos que hay que dar para estar bien e iniciar el camino de dejar el sufrimiento, y cómo aplicar esos pasos a nuestra propia realidad en un punto concreto”.

Una de sus iniciativas ha sido la creación, manetnimiento y desarrollo de La Escuela para Aprender a Vivir, que cuenta con mucho arraigo en amplios sectores de la población preocupados por el sentido de sus vidas.

La Escuela para Aprender a Vivir es una escuela para aprender a vivir viviendo y se desarrolla en todas las islas del Archipiélago canario. En este nuevo curso, propone “entendernos”, un paso imprescindible “para empezar a querernos y abrirnos a todas las realidades”. Entendernos implica “el propio conocimiento”. Si nos conocemos, “iniciamos el camino de estar en la vida con bienestar y sin sufrimiento. ¡Esto se puede aprender! Lo haremos juntos”. Este es el objetivo de la Escuela.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.