El Ayuntamiento de Gáldar ha iniciado estos días los trabajos de mantenimiento y limpieza del reloj del Templo de Santiago de los Caballeros al objeto de dejar en perfecto estado la maquinaria, que cuenta con más de 165 años de historia.

Es por ello que desde el consistorio galdense se informa que durante las próximas semanas, y hasta que finalicen los trabajos, el reloj no dará su puntual hora desde la torre norte del templo.

Fue a las 18 horas de un 9 de abril de 1853 cuando la maquinaria del reloj dio su primera campanada, pero la idea de completar el majestuoso templo con un minutero rondaba en la cabeza de los galdenses de la época desde varias décadas antes. No sin pocos sacrificios se consiguió adquirir uno de gran calidad y majestuosidad en una prestigiosa fábrica francesa de la ciudad de Mâcon, acompañado de una campana, fundida en la también ciudad francesa de Lyon. El coste de la maquinaria ascendió a 1.343 pesos, que fueron sufragados gracias a numerosos donativos y a una colecta vecinal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.