La corporación municipal de Gáldar presidida por el alcalde de la ciudad, Teodoro Sosa, empelados municipales y vecinos del municipio, guardaron este viernes, a las doce del mediodía, un minuto de silencio en las puertas de las oficinas municipales situadas en la calle Capitán Quesada en recuerdo de las niñas Anna y Olivia sumándose con consternación al dolor de la madre y de su familia, tras el hallazgo del cuerpo de la pequeña Olivia, la mayor de las dos hermanas desaparecidas el pasado 27 de abril después de que su padre, Tomás Gimeno, no las devolviera a su madre.

Un prolongado aplauso tras el minuto de silencio fue el sincero y emotivo gesto para demostrar la terrible desolación que siente también Gáldar al conocer esta terrible noticia.

Continúa la búsqueda de Anna y Tomás Gimeno tras el hallazgo del cuerpo de Olivia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.