El alcalde, Teodoro Sosa, fue el encargado de defender la urgencia de la moción de apoyo a la comunidad educativa del centro, que está alarmada tras las últimas indicaciones de la Consejería de Educación recibidas ayer jueves, por las que les obligan a reducir el número de grupos en 1º de la ESO de 6 a 5, lo que supone empeorar la calidad educativa de los 147 alumnos matriculados hasta el momento en este nivel, masificando aún más las aulas, algo que el alcalde calificó como un “ataque directo” a la comunidad educativa del municipio en un centro que acoge a alumnos procedentes de los barrios más humildes del municipio.

La concejala de Educación, María Rosa Quintana, argumentó que a pesar de haber sido autorizados 6 grupos en el cálculo de la plantilla llevado a cabo en julio, la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias comunicó este jueves 10 de septiembre la supresión de uno de los grupos, en un hecho “inédito e incomprensible” a pocos días para el inicio del curso escolar.

Según la concejala, esta situación trae consigo aparejadas otras consecuencias directas, como la masificación del alumnado en los 5 grupos restantes, con más de 30 alumnos por grupo, algunos de ellos con necesidades educativas especiales; retraso del inicio del curso escolar, puesto que es imposible reestructurar los horarios de más de 70 profesores y profesoras, alrededor de 900 alumnos y dos turnos, a tan sólo un día para el inicio del curso, con el retraso en el aprendizaje que ello conlleva. Esto se traduce en una discriminación con respecto al resto de alumnos; pérdida de puestos de trabajo para el personal docente; asignación de materias a profesores no especialistas en diferentes asignaturas y niveles, tanto en ESO como en Bachillerato, a lo que hay que añadir el trabajo de rehacer toda la distribución de horarios, en un inicio de curso con mayor complejidad al entrar en vigor la nueva Ley educativa LOMCE, que implica un mayor esfuerzo a la hora de planificar el inicio y correcto funcionamiento del curso.

La moción fue aprobada por todos los grupos con presencia en el Pleno y fue remitida inmediatamente a la Consejería de Educación para que paralice de inmediato esta situación. De lo contrario, ya anunció el alcalde, el consistorio apoyará a los padres y madres del centro en todas las medidas de presión que tomen para que sus hijos reciban una educación digna y de calidad.

Comentarios

  1. un nuevo ataque de la consejeria que ve a los estudiantes y sus familias como elementos de mercadeo y le importa un pito la calidad en la educación. luego dicen que canarias es un territorio en el que la calidad educativa brilla… y es verdad que brilla, pero por su ausencia

  2. y yo me pregunto,,,,,,,,,,,,, de que nos ha servido a la gente de galdar tener a don bernardo,,,,,,,a don jesus morera y a doña sinesia en el gobierno de canarias si en menos de tres meses ya no estan (perdon) jodiendo.? a nosotros de nada a ellos de mucho, en qué sitios mas vil y cruel se puede atacar a un pueblo que en su sanidad y educacion? y todo porque aqui no mandan los suyos,,,,,,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.