Más de 12.000 firmas para que La Universidad de Las Palmas de Gran Canaria deje de colaborar en proyectos que tienen acuerdos con esas mismas empresas de pesca y junto a las que han editado un cartel mal llamado de Buenas Prácticas en las que se dejan consejos de cómo mantener a bordo y poder fotografiar al Tiburón Ángel o Angelote causándole el menos daño posible. Una posición coherente antes de que esa guía y esos acuerdos con dichas empresas fueran tomados, ATIRACAN mantuvo una reunión con los responsables del Proyecto Angel Shark Project, entre ellos el investigador de la ULPGC, Ricardo Haroun. En dicha reunión explicamos nuestra labor y que no colaboraríamos en un Proyecto que se relacionara con esas empresas, que cometen actos ilegales y que están denunciadas; que lo que estaban haciendo era darles una carta de credibilidad y confianza ante la sociedad y que ello, era ser cómplices de estas actividades, prohibidas a través de Reglamentos europeos y Órdenes Ministeriales españolas. Que llegaría un punto en el que ellos estarían dándoles sellos de calidad a las empresas que nosotros teníamos denunciadas y ese momento parece que ha llegado.

Un workshop, un taller … una tienda

Ahora, en estos días se está celebrando en el Parque Científico Tecnológico Marino de Taliarte la Workshop sobre conservación de Angelotes y le da la bienvenida el Rector de la ULPGC, José Regidor, el máximo responsable de los proyectos de investigación y las relaciones de la ULPGC. El mismo que avala esas políticas de relación con esas empresas que contra las leyes existentes, capturan, mantienen a bordo y se hacen fotografías de souvenir con esa especie de tiburón, en peligro crítico de extinción que es el Angelote.

Que desde hace más de tres años ATIRACAN haya realizado la petición de que las aguas de Canarias se conviertan en un Santuario de Tiburones y Rayas, no debe resultar de interés para todas las organizaciones locales, nacionales o internacionales que allí se reúnen, debe ser porque saben que nosotros no nos vendemos al mejor postor, ni para conseguir fondos, ni para realizar pseudoestudios científicos que nos proporciones beneficios personales.

Desde ATIRACAN denunciamos esta reunión en la que se intenta ningunear el trabajo realizado por nuestra Asociación, donde participan organizaciones e instituciones que dicen defender al Tiburón Ángel y luego se prestan a avalar a las empresas que en Canarias atentan contra estas especies.

Por nuestra parte, seguiremos con nuestra labor de concienciación y denuncia cada vez que sea necesario, para que este tipo de artimañas sean desenmascaradas y para que, sin ningún tipo de afán de lucro, logremos que Canarias sea Santuario de Tiburones y Rayas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.