La concejala del área, Ana Teresa Mendoza Jiménez, destacó sus semblanzas, y recordó la trayectoria de su vidas personales y musicales, en un día además para reflexionar sobre la igualdad y para tomar conciencia de las injusticias que aún hoy se siguen produciendo. “Pero no me cabe duda –añadió- que es un día también para conmemorar y rendir nuestro particular reconocimiento al valor, a la fortaleza y al trabajo de muchas mujeres que nos han abierto el camino”.

Antonia Reyes Gil comienza a los seis años a aprender música y folclore y sigue con 70 años formando parte de las agrupaciones Surco y Arado y Farallón de Tábata; Benedicta Pérez Pérez, fundadora del grupo Ríos de Lava, autora de entrañables letras dedicadas a esta tierra; Lorenza Delgado Bethencort desde los seis años aprendiendo folclore y formando parte de diferentes agrupaciones musicales del municipio y gran conocedora de nuestro folclore; María del Carmen Ramos Ramos, comienza en la Agrupación Musical Santa Cecilia de San Isidro y ha formado parte de diferentes grupos señeros del Norte; Milagrosa Curbelo Gil, que a sus 82 años, la música sigue siendo su gran pasión; Juana de la Cruz Oliva Tacoronte , directora de la Agrupación Santa Cecilia, nacida en San Isidro, barrio del que proceden grandes músicos y agrupaciones; y Mary Nati Saavedra, la primera mujer solista que tuvo Los Cebolleros grupo al que sigue perteneciendo.

De todas ellas habló el alcalde de la ciudad, Teodoro Sosa Monzón, a quienes alabó por el ejemplo de vida, de lucha y de pasión por lo que hacen. Destacando además “que han hecho con su ejemplo una gran aportación a los principios que mueve y defiende este día internacional de las mujeres”.

A veces, añadió, “el ejemplo de ustedes con difíciles decisiones y actitudes ante la vida, nos hacen reflexionar y afianzar la idea de que todos podemos hacer algo para combatir la desigualdad”.

Todas quisieron, cada una a su manera, agradecer este homenaje al Ayuntamiento de Gáldar y a la Concejalía para la Igualdad, y lo hicieron con sentidas palabras, cantando a capela, demostrando su gran pasión por la música.

Y con música comenzó el acto, a cargo de la alumna de la Escuela de Música, Aridian Ramírez y cerrando el acto, la gran y potente voz de Patricia Muñoz que puso el broche final a un entrañable acto dedicado a las mujeres de Gáldar.

ANTONIA REYES GIL

Nace en San Isidro el 4 de mayo de 1945, hija de Sebastián Reyes Rodríguez y de Severa Gil Mateos. Es la menor de tres hijos junto a su hermano, Sebastián y su hermana Natividad. Va al colegio Femenino de San Isidro, y a la edad de 6 años comienza con Santiago Machín a aprender baile folclórico, mientras que solfeo y púas lo aprende con Eulalia Oliva, desde los 8 a los 12 años. Abandona el colegio a los 12 años porque empieza a trabajar en el Cardonal en los tomateros para ayudar en casa, como ocurre a tantas niñas de aquella época.

Con 14 años conoce a su futuro marido Vicente Montesdeoca Armas en la plaza de San Isidro. Se casa con él a los 19 años, y además de luto porque su padre había fallecido unos meses antes. Comenta precisamente como anécdota que como no podía celebrarlo, solo lo festejaron con un queque y chocolate.

Permaneció trabajando allí hasta los 44 años, ya que tuvo que abandonarlo por problemas de salud. A partir de esa fecha ya no trabajó más.

Como no puede tener descendencia en 1991 decide adoptar a su hija Tania que tenía 7 años, después de haber tenido un intento infructuoso dos años antes.

En 1992 vuelve la música a su vida, pues decide comenzar de nuevo y formar parte de la Agrupación Ntra. Sra. De Lourdes dirigida por Cira Moreno hasta 1998. Posteriormente se va al grupo de José Carrillo, y luego a la agrupación Surco y Arado donde lleva 14 años y a la Agrupación Folclórica de Farallón de Tabata donde lleva 11 años.

También tiene experiencia en el mundo discográfico, pues en 2013 se involucró en la grabación de un disco con Farallón de Tábata.

Reconoce que la música es su vida, y actualmente sigue formando parte de Surco y Arado y Farallón de Tábata, además de colaborar con cualquier evento musical. De hecho todos los domingos toca en la Ermita de Sardina para animar la eucaristía. Y También tiene tiempo para disfrutar de sus 2 nietos; Diego y Aitor con los que se divierte mucho.

BENEDICTA PÉREZ PÉREZ

Nace en Pico Viento de Gáldar el 29 de septiembre de 1945. Su padre José Pérez Aguiar y Juana Pérez Moreno se dedicaban a la agricultura. Tiene 2 hermanas Eusebia y Carmen y 2 hermanos José y Antonio, ella es la más pequeña. Sus hermanos siempre estuvieron vinculados a la música, tocaban en sociedades y PARTICIPABAN EN DISTINTAS fiestas. En esa época ya empezó con sus primeros pinitos tocando el timple y cantando, aunque esto último le daba mucha vergüenza.

A la edad de 6 años sufre una grave enfermedad y tienen que amputarle una pierna. Por lo que no empieza en el Colegio Femenino de Caideros hasta los 9 años, con la Sta. Bibiana. Y en un año aprendió todo lo que necesitaba, ya que su padre le había enseñado a leer, escribir, sumar, restar multiplicar y dividir EN ESE TIEMPO QUE NO FUE A LA ESCUELA. Aunque podía seguir estudiando, ELLA no quiso porque la querían poner de interna en Las Palmas. Es por lo que decide estudiar corte y confección hasta los 15 años. A esa edad, la familia decide mudarse a San Isidro, donde continua estudiando, en esta ocasión bordado. Y a los 17 años empieza a trabajar cosiendo para la calle.

Se casa a los 19 años con José Guillén Hernández, fruto de esa relación tienen 3 hijos: José Felipe, Sebastián Javier y Jesús Daniel.

Por motivos de trabajo de su marido ha residido en Lanzarote y en Fuerteventura, en ésta última estuvo 8 años, y allí continuó estudiando en Radio Ecca hasta 1º ESO. La define como una de las épocas más bonitas de su vida.

Con 40 años retoma la música y empieza en la escuela de folclore de Gáldar, Acude a romerías, participa en la agrupación La Chocita en Tres Cruces, en la de Jardín de Corvo en Fontanales y en la parranda de Panchito de Teror. Además cuando va a Fuerteventura sigue vinculada con diversos grupos. Sin embargo se da cuenta que lo que en verdad quiere es formar su propio grupo para poder interpretar sus propias canciones y componer. Ya que le costaba que los grupos en los que participaba lo hicieran.

Por tanto, decide en 2011 formar el grupo Ríos de Lava. Denominado de esta forma por la primera canción que compuso para el grupo. Llevan ya dos discos en el mercado “Mí sueño” y “Mi tierra y tú” donde todas las canciones han sido compuestas por ella. El grupo está formado por 5 hombres y 5 mujeres, a quienes califica de buenos músicos y músicas.

Ha viajado muchísimo tanto por la península como por el extranjero. Pero lo que más le gusta es recorrer en coche cada una de las islas. A la que le tiene escrita una canción a cada una.

Actualmente sigue en su grupo Ríos de Lava componiendo y cantando, y en el grupo musical de Teror tocando el timple. Además está intentando componer una canción para cada municipio de Gran Canaria, aunque comenta que es bastante complicado, ya que hay que estudiar a fondo la historia de cada municipio para realzar lo importante de éstos. Pero lo que le hace realmente feliz es la rutina diaria de cocinar y luego ponerse a componer. Además de dedicar tiempo a sus nietos Cristo Francisco, Daniel Alejandro y nieta Indira.

Quiere dejar claro que su espíritu es el de una persona de 20 años porque quiere hacer muchas cosas y tiene la fuerza para ello.

Mª DEL CARMEN RAMOS RAMOS

Nace en Pavón en los Pinos de Gáldar el 3 de noviembre de 1949. Aunque no tardan en mudarse a Lomo del Palo en Pico Viento. Su padre Alfredo y su madre Rosa se dedicaban a la labranza. Ella es la mayor de tres hermanos, junto a su hermana Adela y su hermano José Francisco.

Hasta los 14 años estudió primero en el Colegio Fagagesto y luego en Saucillo, pero tuvo que abandonarlos para poder ayudar a la familia tanto en la agricultura como en las tareas domésticas, además empieza a acudir a costura. El certificado de estudios primarios lo obtiene años más tarde en Radio Ecca.

Se casó con 18 años con su marido Adán Díaz Mendoza y con 22 años se fueron a vivir a San Isidro, a casa su suegra. Meses más tarde compraría un solar y fabricaron, por lo que pudieron ofrecerles a su padre y a su madre que se mudaran allí. Tiene dos hijas Mª Carmen y Noelia y un hijo Oliver.

A nivel profesional empezó trabajando de cocinera en El Colegio de San Isidro, luego de costurera para la calle, de dependienta en la Muñeca y 10 años en la agricultura, en la empresa de flores. Hasta que tuvo que abandonar dicho trabajo por problemas de salud, comenzando a partir de ese momento con la música y la artesanía, impartiendo talleres de creaciones de tiras de platanera, desde el 1995 hasta 2012.

En la música comienza con la Agrupación Santa Cecilia, desde 1994 hasta 1996, primero como cantante aunque también comienza a componer, luego se incorpora a Amigos de San Isidro donde toca la percusión y canta, y en Noroeste Guiense hace lo mismo, aunque empezó en el cuerpo de baile, llevando allí ya 20 años.

El segundo trabajo discográfico de Noroeste Guiense tiene 11 canciones, de las cuales 9 han sido compuestas por ella. La música también le ha posibilitado viajar por casi todas las islas.

También le atrae el mundo del teatro y por ello es integrante de la escuela de teatro de personas adultas y luego con el grupo “El Caserón”. Actualmente es la directora del Grupo de teatro del Centro de Mayores de Agaete. Aunque también ha hecho algún pinito como guionista, hace 3 años escribió una obra de teatro, “Donde comen 4 comen 5”.

Colabora también en diferentes radios del municipio, en Onda Canaria desde el 2000 con el programa Vivencias Canarias y en Radio Gáldar con Eulalia marina Pérez Acosta en una tertulia denominado Recordando Tradiciones.

Actualmente disfruta mucho de lo que hace y de sus nietas Carla, Gema y Mariela. Además usa diariamente el facebook donde refleja muchas de sus composiciones y donde dedica coplas a determinadas celebraciones como la fiesta de la lana o del queso. Ha escrito pasodobles dedicados a cada una de las islas, también al municipio de Guia, Agaete y Gáldar.

JUANA DE LA CRUZ OLIVA TACORONTE

Nació en San Isidro de Gáldar el 3 de mayo de 1949. Hija de Cristóbal y de Carmen, Juana es la sexta de un total de ocho hermanos

Fue al colegio femenino de San Isidro obteniendo el certificado de estudios primarios. Las primeras nociones de música las recibió de Lolita Molina, quien formaba parte del coro de la iglesia, y al comprobar sus aptitutes recomienda a su familia que dirija sus estudios hacia la música.

Por ello, a los 15 años empieza a cursar estudios de música recibiendo clases particulares con Carmencita y con Andrea Suárez. Y a partir de los 18 años ya ingresa en el Conservatorio sus estudios de piano. Es en esta época, cuando empieza a impartir clases particulares Y paralelamente forma parte de la Coral Polifónica que dirigía Luis Mejías.

Se casa a la edad de 26 años con Jesús Río Batista, fruto de esta relación nacen su hija Mª Dolores y su hijo Jesús Cristóbal.
Al año siguiente al nacimiento de su hijo, retoma las clases particulares de piano y solfeo, esta vez en su barrio de San Isidro, hasta los 37 años que deja de impartir dichas clases par ser profesora en la Escuela de Música del Ayuntamiento de Gáldar, allí permanece 26 años, hasta su finalización en febrero de 2012.

Lleva aproximadamente 18 años en la Agrupación Musical Santa Cecilia, primero como componente del coro cuando el cura Pedro Perdomo era el director. Sin embargo, cuando lo destinan a otra parroquia, la recomienda como directora musical de la agrupación y toma las riendas del grupo.

Bajo su dirección acaban de cumplir en 2015 el sueño que tenía su antecesora Carmelita Padrón: editar un CD para que todas las componentes tuvieran un recuerdo de su paso por el grupo.

También ha formado parte de la Banda de Música de Gáldar, siendo integrante desde 2004 hasta el 2013 en la percusión

Actualmente sigue disfrutando de la Música con la Agrupación Santa Cecilia, teniendo el proyecto de realizar otro disco, en esta ocasión de música clásica. Además de disfrutar y pasar el mayor tiempo posible con su nieta Leire.

LORENZA DELGADO BETANCORT

Nace en la Montaña de Gáldar el 6 de enero de 1940. Su padre Juan y su madre Josefa estuvieron toda la vida vinculados a la música, al igual que su hermano y sus 8 hermanas mayores. De su abuelo le viene el mote de la “Colorá” por el que es también cariñosamente conocida.

Estudia en la Graduada con D. Plácido Suárez pero tiene que dejarlo a los 9 años porque empieza a trabajar con su madre en La Aldea, donde le pagan por empaquetar y por cantar para que la gente no se duerma.

Con tan solo 6 años había comenzado con Ignacio Suárez en la Rondalla Maestro Ignacio. Y con 12 años sigue en “Hijos de la Noche”. Un familiar de su padre, Sebastián Godoy le propone irse a la Agrupación Princesa Guayarmina que se encontraba en Santa Mª de Guía. Con esta rondalla, además de recorrerse casi toda la geografía española, reciben muchos premios. El que más recuerda es el Primer Premio San Pedro Mártir y otro Primer Premio concurso internacional en Cáceres del Folclore.

A los 15 años conoce a su primer novio Pepe Valencia, pero éste se tuvo que ir a Venezuela porque su padre lo reclamó. Mantuvieron una relación a distancia durante 2 años, a través de las cartas que se enviaban, hasta que éstas dejaron de llegar y ella dio por terminada la relación.

A los 20 años conoce a su futuro marido Antonio Placeres Silva con el que contrae matrimonio 5 años más tarde. Fruto de esta relación nacen sus tres hijos Juan Antonio, Salvador, Lorenzo y su hija Carmen Dolores. A raíz de la relación con Antonio decide dejar la agrupación. Decisión que no comparte su director Chano. que dejó de hablarle y nunca más mantuvieron contacto.

En 1980 vuelve al mundo del folclore en un homenaje que le hacen a Chano en Guía y luego también a la muerte de éste, ya que cumple su última voluntad, la de cantarle una Malagueña el día de su entierro en la Iglesia de Santa María de Guía. Fue, junto al fallecimiento de su marido hace 15 años, uno de los días más desgarradores en su vida.

Sigue teniendo apariciones en diferentes medios y colaborando con diferentes entidades. Participa en Tenderete, la bodega de Julián, la Guagua, en diferentes radios, especialmente en Onda Canaria. Colabora con los hermanos Falcón, con los Cebolleros, en el grupo del Club de la Tercera Edad cuando estaba Maruchi Gutiérrez, y cantando folias con Juanito Gutiérrez.

Actualmente disfruta de la compañía de su familia, sus nietos y nietas, Juan Pedro, Carla, Alexia, Luna y Antonio Manuel y del amor de su primer enamorado quien regresó a Canarias hace 10 años.

MARI NATY SAAVEDRA SOSA

Nace en casco de Gáldar en la década de los cuarenta. Hija de Francisco Saavedra Bolaños y Juana Sosa Bolaños, es la menor de dos hermanos Francisco y José, este último ya fallecido. Fue al Colegio La Graduada, el antiguo Fernando Guanarteme. Pero reconoce que no le gustaba, incluso estuvo en clases particulares con el matrimonio formado por Dña. Lola y D. Manuel. Pero su auténtica pasión era el canto. Así que empieza a cantar en la intimidad de los más allegados: Su hermano Pancho Saavedra la acompaña con la guitarra, y comienza a cantar de forma totalmente autodidacta.

Su inicio en formaciones musicales surge sobre el año 1950 cuando ingresa en la añorada coral polifónica del Cardenal Cisneros, donde hace sus primeros solos de zarzuela y actúa en el Teatro de Gáldar. Años después, llegaría a Gáldar  desde La Aldea, una mujer llamada Maríquita que fundaría una agrupación musical dedicada a la zarzuela.

Se casa con 25 años después de 7 años de noviazgo y fruto de esa relación nacen sus hijas Ligia y Graciela y sus hijos, Isaac y David.

En el año ochenta, forma parte de un hecho histórico y pionero pues recala en las filas del grupo emblemático del municipio de Gáldar, Los Cebolleros, que hasta entonces, estaba integrado únicamente por hombres. Lo que supone una aportación con voz femenina a esta agrupación señera.

Sería solo el principio de su carrera, pues en el año 1985, es fundadora de la Agrupación Lírica de Gáldar “ Algaldar”, donde se incorpora al coro de este colectivo.

El 31 de marzo de 1987 sucedería otro hecho bastante peculiar, pues tiene lugar su primera aparición Naty en el programa de TVEC, Tenderete, junto a Los Cebolleros, que fue presentado por el añorado Nanino Diaz. 

Y A principio de la década de los noventa, fundaría el grupo Alborada Guanche, donde fue la solista destacada, causando una muy buena respuesta del público en sus diversas actuaciones, llegando actuar en todo el norte de Europa. En estos años, ingresa en la mítica A.F. Roque Nublo de Las Palmas de Gran Canaria, donde permanece un breve espacio de tiempo.

Hacia el año 2000, surge otro nuevo grupo, donde su repertorio se centra en la música de latinoamérica  y donde Mari Naty, vuelve a ser la voz protagonista, junto a Carlos Petow, Samuel Suárez y su hijo David Álamo.

Ha realizado varias actuaciones en festivales, como en la I Noche de Folías de Facaracas o Agaldar Cultura y tradición, colaboraciones puntuales con Pepe Mejías, o el grupo Nostalgia y otras muchas más. Además, ha participado en varios trabajos discográficos donde se recoge su participación como solista.

En 2014 recibe un reconocimiento por parte de la Federación de Agrupaciones Folclóricas de Gran Canaria por su aportación al folklore de la Isla. 

Actualmente sigue colaborando con los Cebolleros o actuando en dúo con su hijo David a la guitarra. Además de disfrutar de su tiempo en casa y con sus 7 nietos y nietas: Francisco José, Idaira, Irene, Julia, Gabriel, Andrea y Gara.

MILAGROSA CURBELO GIL

Nació en la zona de Taya en Marmolejos un 13 de noviembre de 1933, y fue la menor de sus hermanos Juan y Antonio. Su padre Antonio y su madre Magdalena deciden mudarse a vivir a San Isidro cuando éste regresó de la guerra. Estudió en el Colegio Femenino de San Isidro con la maestra Dña. Josefa Taima, pero lo dejó a los 12 años cuando su madre la apuntó en costura en Gáldar con Fefita.

En la música estuvo desde los 9 hasta los 16 años estudiando solfeo y aprendiendo a tocar la bandurria con Santiago Machín en Taya. Fue una de las primeras que comenzaron a aprender con él, junto con Cira Moreno y Carmelita Padrón. Durante este tiempo la Rondalla Infantil Femenina San Isidro actuó en muchos sitios de Gáldar y de Guía, incluso en Las Palmas de GC, donde ganaron el tercer premio en un concurso insular. Recuerda con orgullo como Sebastián Godoy le dijo en esa época “¡mira la chiribija esta cómo coge la púa!”

A los 16 años comienza una relación de noviazgo con Gonzalo González Ojeda, con quien se casa a los 22 años. Fruto de esa relación tiene una hija Adita y tres hijos Gonzalo, Ángel y Orlando.

A partir del homenaje que se le hace a Santiago Machín en el año 1979, se compra una nueva bandurria y retoma la música de nuevo. Desde la Agrupación Lírica los Cebolleros le ofrecen pertenecer a esta agrupación en la que estuvo durante 14 años. Fue entonces cuando Misael, que llevaba una rondalla en San Isidro, le propuso pertenecer también a la Agrupación Folclórica Estrella y Guía y compaginó su participación en ambas, hasta que se decidió por esta última en que lleva ya cerca de 13 años.

Ha viajado por todas las islas y casi por todo el territorio nacional gracias a formar parte de estas agrupaciones. Su marido la acompañaba a todos estos viajes hasta su fallecimiento después de una larga enfermedad en 2013.. Recuerda esa época como una de las más tristes de su vida.

A sus 82 años sigue tan activa como siempre, la música sigue siendo su gran pasión y como sus compañeras homenajeadas, también disfruta mucho de la compañía de sus nietos Ángel, Bruno y su nieta Paula.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.